Esta web usa cookies para mejorar su experiencia de usuario. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Uso de Cookies

CRÓNICA: Coque Malla - Madrid

La gran noche de Coque Malla en Madrid, en casa


Por: Alejandro M. Chamizo

La revolución tiene un nombre y se llama Coque Malla, 10 minutos después de la hora prevista, sobre un fondo rojo, comienza a sonar una marcha antigua de guerra para llamar a las filas. Ahí es cuando aparece la gran banda que acompañará a Coque en un concierto muy especial para él, como recalcó Fon Román ( telonero), porque supuso tocar en casa tras un largo tiempo sin hacerlo.
Coque Malla, crónica de concierto

15 Febrero, 2020 | Alejandro M. Chamizo

15 Febrero de 2020 en WiZink Center, Madrid

  • · Grupo: Coque Malla + Fon Román.
  • · Público: Unas 5.500 personas. Entradas agotadas.
  • · Precio: 15 euros en anticipada .
  • · Promotor: Warner Music / Morgan Britos.

Coque Malla no sale solo. Su banda late compuesta por Toni Brunet a la guitarra, Hector Rojo al bajo, Gabriel Marijuán a la batería y David Lans a los teclados, además de llevar un trombón, trompeta, saxo tenor y saxo, es decir, una sección instrumental que hacía delicias en las canciones que lo requerían.

Comenzó con "¿Revolución?", corte que abre y da nombre al disco y a la gira, con su inicio de campanas y redobles de tambores, para continuar con "Solo queda música", en la que Coque empieza a demostrar por qué es todo un showman, subiéndose por primera vez (de muchas) a los altavoces que tenía en frente. La tercera canción antes de hablar con el público fue "Escúchame", en la que el músico madrileño aprovechó para presentar por primera vez (de muchas también) a su banda, convirtiéndola en una protagonista más de la noche.

“Es un privilegio y un honor tocar esta noche aquí, tomamos la decisión hace un año de parar la gira Irrepetible para descansar, reagrupar las tropas y volver a la carga”, comenzaba, en ese año que estuvimos sin tocar yo he envejecido diez, la buena noticia es que de estas tres canciones que llevamos sobre el escenario he rejuvenecido siete” confesaba el músico en una noche cuyo sold out, decía por redes sociales, “es el más emocionante que hemos anunciado nunca”.

Además, ya anticipaba que durante la noche tocarían canciones nuevas, canciones no tan nuevas y canciones muy viejas, siendo estas últimas las que provocaron aplausos del público, un público que venía a recordar y a pasárselo bien.

coquemallamadrid5


Tras este descanso para coger fuerzas, la fiesta invadió el escenario con la bailable Un lazo rojo, un agujero, en la que el rapero KASE.O (que colabora con él en este corte del disco) subió al escenario a acompañarle y un público enloquecido recibe la canción con aplausos y bailes. Llegó "América" y "Extraterrestre", también del último disco, este además es su videoclip más reciente, estrenado hace una semana. Justo después,  “no sé si Madrid es la ciudad más hermosa, pero Madrid es la ciudad más divertida para vivir, no solo por la noche madrileña, sino porque hay algo en el espíritu de Madrid que tiene a la gente con una sonrisa en la cara, amo Madrid y estoy muy orgulloso de estar aquí”.

Tras un caluroso aplauso por parte del público, el músico presenta otra de las ciudades que guarda con más cariño, "Berlín", con un solo de guitarra propio y las voces del público. Justo al final de la canción comienza a sonar una guitarra casi onírica por parte del guitarrista para introducir "La carta". Con esta, Coque Malla dedicó unas bellas palabras a su madre, la actriz Amparo Valle, “mi madre sí que era intensa, no habéis conocido la intensidad emocional si no habéis conocido a doña Amparo Valle, un rugido para ella”.

Después, presentó "El último hombre en la tierra" como una de sus favoritas, con la que el público se balanceaba de un lado a otro dejándose llevar. Este, también coreó "Todo arde", mientras Coque bailaba al ritmo de la guitarra entre confeti. Este tramo del concierto, tan emocional, acaba con la bonita "Me dejó marchar", tema donde recordó su colaboración con Iván Ferreiro.

coquemallamadrid2


Así, invita al escenario a “si me lo permitís, el compositor más grande en español que ha dado este país, Jaime Urrutia”. El mítico músico y compositor de Gabinete Caligari, una de las bandas más relevantes de la movida madrileña, interpreta a dos voces "La sangre de tu tristeza" y el público lo recibe aplaudiendo y cantando con una de las mayores ovaciones de la noche. Tras esto, Coque Malla, ya sentado en una banqueta, conversa con el publico argumentando que los 80 están sobrevalorados, que tampoco fue una época especial para la música, aunque reconoce que se hicieron verdaderos himnos, “volvamos al presente por favor”.

"El gran viaje a ninguna parte" (coreado en la parte final por los asistentes), "Un ángel caído", "Una moneda" y "Hace tiempo" componen un bloque de canciones más lentas, relajadas, acústicas. En la segunda parte de esta última, Coque poco a poco se aleja del micrófono hasta acabar cantando sin él, en el Wizink se hace el silencio y solo se escucha la voz del madrileño, a capela, para justo después agarrar su Cigarbox. Así encara una parte dedicada a su antiguo grupo, Los Ronaldos. "Quiero que estemos pegados", "Guárdalo" y "Por las noches" provocan saltos entre el público más veterano. Con "La señal", nos despedimos del pasado y también (supuestamente) del concierto. Y digo supuestamente porque a pesar de que el músico se despidiera oficialmente, “ha sido un concierto difícil en el mejor de los sentidos, lo difícil siempre trae lo mejor, lo que sale fácil es intenso y bonito, pero lo que hay que ganarse luchando y sudando es mejor (…) volveremos siempre que nos lo pidáis”, sus seguidores no tenían intención de abandonar el recinto, sabían que quedaba alguna que otra por tocar, así, se limitaron a corear su nombre y a pedir a gritos “otra”.

coquemallamadrid4

Pasan 5 minutos hasta que vuelven, el primer foco se centra en la batería, mientras que el resto de músicos se suben al escenario en absoluta oscuridad, cuando las luces se encienden de nuevo, Coque lleva otra camisa, esta vez dorada, pero igual de brillante que la anterior y está acompañado de Fon Román, su telonero. Tocan "El árbol" y rematan con "Hasta el final". Pero el cierre del concierto es por parte de la mítica No puedo vivir sin ti, cantada al unísono por el público y el músico. Un gran concierto y por ende una gran noche la que firma Coque Malla en el Wizink Center con sus “paisanos”, no hay nada más bonito que volver a tocar en casa.

Antes de terminar me gustaría destacar la variedad de edades que esa noche se encontraba en el antiguo Palacio de deportes de la Comunidad de Madrid, familias con sus hijos (iguales o incluso más rockeros que sus padres), viejos amigos que se reencontraban y jóvenes parejas que se agarraban de la mano con unas canciones de fondo que ya son clásicos, sean de Los Ronaldos o sean de Coque Malla. A pesar del tiempo que pase, solo queda música y no podemos vivir sin ella.

coquemallamadrid3

ARTÍCULOS RELACIONADOS CON Coque Malla

crónicas 13 Noviembre, 2019

Coque Malla inunda Bilbao de buenas canciones de rock, amor y cambio

Coque Malla

El Teatro Arriaga de Bilbao se ha inundado de buenas canciones rock y muchas dosis de humor para recibir en...

discos 16 Septiembre, 2011

Coque Malla, Termonuclear, comentario disco

Coque Malla disco

Coque Malla ya no es el líder de Los Ronaldos, no tanto porque la banda esté disuelta hace tiempo [salvo por su irregular regreso de hace un par de años]...

laganzua.net

© copyright 2001-2020

gestión y desarrollo: Amplitude

 

Noticias

Agenda de Conciertos

Festivales de Música

Crónicas de Conciertos

 

Críticas de Discos

Entrevistas

Blog

Reportajes

Foro

 

publicidad y promoción

contacto

mapa web

créditos

protección de datos

 

La Ganzua en Facebook
La Ganzua en Twitter
La Ganzua en Instagram

La Ganzua en Youtube

Volver Arriba

Volver Arriba

laganzua.net © copyright 2001-2020

gestión y desarrollo Amplitude

contacto

publicidad

creditos

mapa web

protección de datos